En el lecho de muerte

Un judío en su lecho de muerte:
– María, María… ¿Donde estás, esposa querida, dónde estás?
– Aquí estoy, esposo mío… a tu lado.
– ¿Y mi hija Jacobo? ¿Dónde está?
– Aquí estoy, padre… a su lado.
– ¿Y mi hija Leyla? ¿Dónde está?
– Aquí estoy, padre, a su lado.
– ¿Y mi hijo Isaías? ¿Dónde está?
– Aquí estoy, padre… a su lado.
– Pero bueno, ¿quién carajo está atendiendo el negocio entonces?