Borrachera universal

Llega un hombre a su casa, de madrugada y cayéndose de borracho y le dice con voz ronca a su mujer:
– Amorrr mioo… ¡¡Voy a amarte!!
– ¡Si quieres vete a Júpiter, pero a mí déjame dormir!